El alcalde Eleázar González Casas, como miembro del Consejo Directivo de la Corporación Autónoma Regional (CAR) Cundinamarca, aprobó las vigencias futuras que aseguran los recursos que permitirán la construcción de la Planta de Tratamiento de Aguas Residuales (PTAR) de Canoas, con el que se iniciará la descontaminación del Río Bogotá.

 

Este importante proyecto se construirá con recursos asignados por la Alcaldía de Bogotá, la CAR y la Gobernación de Cundinamarca, por más de 4 billones de pesos.

 

Esta planta permitirá el tratamiento del 100 por ciento de las aguas residuales de Soacha y el 70 por ciento de las de Bogotá, convirtiéndose en la tercera más grande de Latinoamérica.

 

La primera fase de la obra se entregará en el 2023 y correspondería a un tratamiento primario de aguas residuales con un caudal inicial de 8 metros cúbicos por segundo. La infraestructura y operación completa estaría lista en 2025 con una capacidad total de 16 metros cúbicos por segundo.

 

La inversión para la construcción de la PTAR Canoas fue asignada por la Alcaldía de Bogotá con una inversión de 2,94 billones de pesos (64,4 %) a partir de 2018; la CAR invertirá 1,5 billones con vigencias futuras a partir del año 2023; y la Gobernación de Cundinamarca 61.000 millones a través del Plan Departamental de Aguas. Dentro de los aportes del Distrito 1,48 billones son destinados a la obra y 1,46 para la operación.  

 

El primer mandatario de Soacha, Eleázar González Casas resalta la labor y compromiso para la descontaminación del Río Bogotá. “Todo el sistema hidrosanitario de Soacha y la descontaminación de las aguas negras serán solucionados con la construcción de la PTAR Canoas. Para Soacha, el medio ambiente y el Río Bogotá es una gran noticia; asimismo, para el Río Magdalena y las cuencas: alta, media y baja del río. La Corporación Autónoma Regional Car, le da cumplimento al cuidado y protección del medio ambiente, y su nuevo Consejo Directivo da esta gran noticia”, concluyó el alcalde. 

 

Gracias a la garantía de la totalidad de los recursos que fueron asignados el Río Bogotá quedará completamente descontaminado.